LO QUE EL 2019 NOS DEJO


El año 2019 expiro  y para el movimiento deportivo cubano tuvo sus instantes de luces y también de sombras.

The year 2019 expired and for the Cuban sports movement it had its moments of light and also of shadows.

Los atetas de la Mayor de las Antillas tuvieron fugaces destellos en los campeonatos  del mundo a menos de 12 meses de la celebración de los Juegos Olímpicos (JO) de 2020 en Japón. Un total de cuatro coronas en lides élites fue la cosecha a nivel del planeta que en comparación con otras épocas, constituye un magro desempeño, aunque bien se sabe que los tiempos han cambiado.

Tampoco se pudo mejorar, ni siquiera alcanzar el lugar en los Juegos Panamericanos, el cuarto puesto de Toronto 2015, y ahora se descendió hasta la quinta plaza en el medallero por países con tres doradas menos que en la cita canadiense.

A esto se suma los fracasos  del béisbol en las justas del orbe y a nivel panamericano, el fútbol, el baloncesto, solo se salvan de esa debacle en los eventos por equipos el voleibol, masculino, el balonmano en ambos sexo, y el polo acuático para mujeres.

Tokio 2020, es el nuevo sueño, habrá individualidades a seguir en el atletismo, boxeo, lucha y  judo, pero las alternativas  deben estar atemperadas a estos tiempos para mejorar la posición del deporte cubano en este mundo global.

Foto: Internet

Esta entrada fue publicada en atletismo, béisbol, Cuba, deporte y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s