DE LA HABANA A RÍO DE JANEIRO (25)


Tras 12 años de ausencia competitiva y 16 de su mejor desempeño histórico el voleibol cubano regresaría a la palestra para vestirse de largo en Juegos Olímpicos en la cita de Barcelona, España.

After 12 years of absence competitive and 16 of its best historical performance the Cuban volleyball back to the fore long dressing in Olympic Games in the appointment of Barcelona, Spain.

Una nueva generación de muchachas que serían conocidas como las “Espectaculares Morenos del Caribe”, escribiría páginas bellas e inolvidables páginas durante más de una década por los escenarios del mundo guiados de la mano de ese caballero llamado éxito.

La sexteta femenina caribeña que asistió a la ciudad catalana, se formó a la sombra de aquellas otras mujeres espectaculares que asombraron al planeta con la corona universal en 1978, entre cuyas integrantes estaban las Mercedes, Pomares y Pérez, Lucila Urgellés, Nelly Barnet y la genial Imilsis Tellez.

El orfebre de esos resultados fue el ya fallecido Eugenio George, también encumbrado como el mejor entrenador del mundo durante la pasada centuria, quien guiando a un colectivo de excelencia entre los que aparecen el también desaparecido Antonio “Ñico” Perdomo, y sobre todo los técnicos de las provincias que proveían de talento a la escuadra nacional fueron capaces de llegar a la cima.

En Barcelona, las cubanas no dieron, ni pidieron tregua, la medalla de oro alcanzada resultó inmaculada fruto de cinco victorias sin derrotas, 15 sets ganados y tan solo cinco en contra, 268 puntos anotados y 238 permitidos. En el camino hacia el título dejaron atrás a China, Brasil, Holanda, Estados Unidos, el que más oposición hizo y Rusia.

En Atlanta, cuatro años después volvería a repetir la historia, sin embargo, fue necesario el valor y el deseo de vencer de las muchachas, pues por entonces aparecían las primeras sombras perturbadoras en algunos estamentos del deporte cubano con vientos que a largo plazo acabarían por desarticular todo el andamiaje logrado por el voleibol con afectaciones hasta el presente.

No obstante, seis triunfos y dos fracasos fue el balance de las antillanas en la etapa clasificatorias, pero quienes superar sacar las casta de de la cual estaban hechas para vencer inobjetablemente a dos rivales difíciles Brasil y Chinas, en ese orden.

Sin embargo, más complejo fue el panorama enfrentado en Sydney, Australia, con algunas de las morenas, lesionadas o en franco descenso de su rendimiento deportivo, hubo que pelear a muerte cada sets, en semifinales derrotar a Brasil por cerrado 3-2 y en la final salir de abajo 0-2 ante Rusia. y ganar los tres parciales consecutivos, (27-29; 32-34; 25-19; 25-18 y el remate de Regla Torres en una corrida ante la net para llevar 15-7 el último parcial y con ello retener el título por tercera vez, mientras sepultaba las esperanzas de las chicas de Nikolai Karpol .

Atenas, fue el epilogo de una caída anunciada, las sombras perturbadoras sembradas casi una década atrás comenzaron hacer estragos, la unidad monolítica alcanzada una vez, fue fracturada y la nueva generación de mujeres no se acostumbraron a las exigencias del taraflex para llegar a lograr transitar por la senda dorada.

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cuba, deporte y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s