LA VIDA SEGUIRÁ IGUAL.


En esta semana que concluye se conocieron declaraciones del comisionado de Béisbol de Cuba Heriberto Suárez en relación a la estructura que tendrá la venidera LVI Serie Nacional de pelota, realmente nada novedoso bajo el sol, las ideas se han estado manejando desde hace algún tiempo por la prensa y la propia afición, y en todos los análisis efectuados.

In this week concluding statements commissioner Baseball Cuba Heriberto Suarez met in relation to the structure that will be the upcoming National Series LVI ball really nothing new under the sun, the ideas have been driving for some time by the own press and the fans, and all analyzes.

En el orden competitivo se mantienen para la primera fase clasificatoria los 16 equipos provinciales, en un todo contra todos a una sola vuelta con 45 programados para cada conjunto, de donde avanzarán a la siguiente etapa cuatro novenas, en tanto jugarán una serie play, el quinto lugar contra el octavo y sexto contra séptimo, lo que triunfen se montarán en la nave para la siguiente ronda con refuerzos incluidos para cada selección.

Lo demás constituye harina del mismo costal, igual a las últimas temporadas, pero esta vez con dos provincias más en apagón beisbolero en 10 en vez de las ocho anteriores.

Si a esto se suma que la estructura de la Serie Sub-23 años tampoco sufrirá cambios y continuará con su imperfección de jugar apenas 36 partidos por territorio en la fase regular, que los juveniles y el cadete también siguen con igual deuda, no cabe dudas que la ansiada revitalización de este deporte se prolongará más en el tiempo.

Quizás el único hecho nuevo sea que en principio el comienzo de la Serie Nacional está previsto para el siete de agosto, pero ¿se arriesgará el INDER y la Dirección de Béisbol en la Mayor de las Antillas a iniciar un torneo de tanta relevancia solo dos días después de la apertura de los XXXI Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, con toda la carga emotiva y de atención a la justa más importa del deporte universal?. Lo más probable a nuestro juicio es que no.

Súmesele que algunos de los peloteros que juegan en el exterior no estarán en las nóminas de sus equipos de origen, por estar cumpliendo esos otros compromisos, y sus actuales franquicias han expresado la necesidad de respetar la fatiga extrema. Esos son algunos elementos para el análisis, ¿cuál es su opinión?.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en béisbol, Cuba, deporte y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s