DE LA HABANA A RÍO DE JANEIRO (3)


Llegar a lo más alto del olimpo, es el sueño de toda atleta, solo lo que la gloria está reservado a los elegidos quienes por su esfuerzo, dedicarán y talento innato. Muchos persiguen esa ilusión, más son relativamente pocos los que llegan a ser efectivo el encuentro con el éxito que acompaña a los campeones.

Getting to the top of Mount Olympus, it is the dream of every athlete, just what glory is reserved for those chosen for their effort, will dedicate and innate talent. Many dog that illusion, most are relatively few that become effective encounter with the success that accompanies the champions.

Sin embargo, hay otros deportistas que resultan perseverantes y se convierten en eternos príncipes, reconocidos por dejar una estela de luz en los escenarios en que les correspondió dirimir entre fantasías y realidades.

Juan luis Marén Delís, nacido en la ciudad de Santiago de Cuba el 20 de 1971, comenzó en los secretos iniciales de la lucha sobre el colchón cuando apenas tenía 11 años de edad, se desarrolló y fortaleció desde la etapa escolar y juvenil, cuando las preseas de oro, plata y bronce que les sirvió de recompensaba, alegraba y motivaba a seguir adelante.

En su palmarés descuellan medallas al más alto nivel competitivo primero en la división de los 62 kilogramos y luego en los 63, en las que siempre combatió en la categoría juvenil y de mayores durante más de tres lustros en que se mantuvo activo en el mundo de las llaves y los tacles.

Si bien quedó insatisfecho porque nunca llegó a lo más alto de los sitiales olímpicos, las dos preseas de plata y una de bronce alcanzada en sus tres comparecencias en las citas estivales es un resultados que no lo tiene ningún otro gladiador de la Mayor de las antillas, razón por la cual fue escogido entre los 100 mejores atletas cubanos del pasado siglo XX.

El oro le fue esquivo en esas oportunidades, las causas pudieron ser varias, pero los resultados generales lo avalan como uno de los mejores luchadores de la Isla caribeña de todos los tiempos.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cuba, deporte, juegos olímpicos y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s