ARBITRAJE DEPORTIVO EN ESCENA


En Cuba el arbitraje en los deportes y en especial en el béisbol ha estado en el centro del debate popular a raíz de los sucesos ocurridos en varios partidos celebrados en la Serie Nacional, lo cual ha motivado múltiples comentarios en la calle y también los medios de prensa se han hecho eco de los mismos.
Emilio Maceira reconocido árbitro internacional de baloncesto, instructor FIBA en el país, reflexionó acerca de esos acontecimientos, por lo que en base a su vasta experiencias en esos trajines más de 40 años dedicado a impartir justicia, traemos parte de esas ideas expuestas por él.

En el comentario que el expuso en la red social Facebook señala:  “Hace ya algunos días, que se viene comentando fuertemente sobre diferentes acciones violentas que han sucedido durante la Serie Nacional de Béisbol y se ha convertido en algo verdaderamente polémico las decisiones tomadas por los árbitros cuando han expulsado a un jugador o a un manager.

“Unos los catalogan de extremistas, otros que permiten demasiado y luego expulsan en momentos en que podían haber tolerado, en otros casos, han sido los árbitros los sancionados o bien por permitir y no haber tomado la decisión correcta en el momento adecuado o por haber tomado la decisión y considerarse que han sido demasiados estrictos. En fin, que cada cual defiende una teoría diferente o simplemente ven la cuestión desde su ángulo personal.
“No voy a defender ni a unos, ni a otros, pero si me gustaría reflexionar sobre la llamada “AUTORIDAD” de los árbitros, y sobre todo quién es el que tiene la autoridad en el terreno de juego.

La autoridad de un árbitro no se gana simplemente por hablar más alto que otro, o por gesticular de forma autoritaria. Esa autoridad se conquista con su andar diario en cada juego, por el sentido común conque usted aplica las reglas de juego y sus interpretaciones, con la forma de conducirse y comunicarse con jugadores y directivos y por el respeto que usted es capaz de trasmitir para que lo respeten.

“Los árbitros en cualquier deporte tienen que saber que la máxima autoridad en el terreno de juego son ellos, no son la Federación que representan, ni los chequeadores o supervisores que puedan estar presentes. Cuando finalice el juego estas personas podrán hacer los análisis que correspondan, pero mientras el juego esté realizándose usted como árbitro es la persona que tiene toda la autoridad para tomar las decisiones que correspondan con cada caso”.

Más adelante menciona nombres como los de Amado Maestri, Alfredo Paz, Iván Davis, “Panchito” Fernández, Nelson Díaz y más reciente Cesar Valdés, los cuales son ejemplos concretos de esos criterios por él emitido.

Y expresa: “Nunca vi a ninguno de estos hombres que tuviera que esperar o consultar con nadie lo que debía hacer. Equivocarse lo hicieron como cualquier otro, pues en el arbitraje nada es perfecto, y el error es parte del juego por ser humanos y no máquinas las que arbitran. Lo sabio está en tratar de disminuir los errores y no perderé jamás el control del juego por difíciles que sean las situaciones.

“Coincido con aquellos que dicen que a veces se permite demasiado a determinados “manager”, eso también tiene que estar presente en el estudio que los árbitros tiene que hacer antes del juego de quiénes son los contrincantes y sus características, y por lo tanto si conozco que hay un director que le gusta ser el centro del “SHOW” yo debo estar preparado para desde el primer momento parar dicho “SHOW” y no permitir lo que no se puede permitir”.

También en su palabras señala que los árbitros, cuando están en el terreno de juego o en la sala de competencias no deben dejarse influenciar ni por el público, ni la prensa, porque en definitiva no son los deciden las jugadas, al respecto de la independencia que deben tener a la hora de su trabajo expresó.

”Si comparto la idea de la necesidad de que se respalde más a los árbitros en todos los deportes, que sean atendidos como merecen, que incluso puedan tener su institución independiente a las Federaciones y que de la misma manera que se les exige, se les respete por todos.

“Para erradicar los males de la indisciplina que hoy nos azota en tantos sectores de nuestra vida cotidiana y el deportes no es una excepción, hay que seguir elevando la exigencia pero también habrá que elevar las sanciones a los que constantemente las cometen, que no pueden ser solamente de orden económico, sino tienen que tener un carácter educativo y moral”.

Sabias palabras de un colegiado cubano que fungió como árbitro en distintos torneos internacionales de baloncesto, que deben ser muy tenidas en cuenta por quienes hoy ejercen esa labor, o aquellos qu aspiran hacerlo.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cuba, deporte y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s