A 50 AÑOS DE AQUELLOS DIAS LUMINOSOS Y TRISTES


Nosotros, los sobrevivientes,
¿A quiénes debemos la sobrevida?
¿Quién se murió por mí en la ergástula,
Quién recibió la bala mía,
La para mí, en su corazón? (1)

El eterno agradecimiento a los hombres y mujeres que enfrentaron con heroísmo, la amenaza nuclear en octubre de 1962, fue el mensaje que dejó el Taller de Estudios Históricos sobre la Crisis de Octubre realizado en la sede camagüeyana de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba, (UNEAC), con el auspicio de esa propia institución, su filial de Escritores, la Asociación de Combatientes de la Revolución Cubana, (ACRC) y la Unión Nacional de Historiadores de Cuba, (UNHIC) en la tierra agramontina.

Víctor Pulido García.

En el encuentro intervinieron protagonistas y testigos que en distintas partes del territorio nacional tuvieron participación en aquellos días “luminosos y tristes” hace 50 años, desde Víctor Pulido que se encontraba en la base aérea de Camagüey y viajó a Holguín donde vio los restos del avión U-2 derribado en esa región, hasta los que apenas habían nacidos entonces o tenían poca edad, quienes agradecieron el valor del pueblo cubano enfrentando a la furia del gobierno de los Estados Unidos.

Durante las ponencias presentadas se pudo apreciar la voluntad de obreros, campesinos, estudiantes y de toda la población, sin distinción de sexo, edad o raza de defender la naciente Revolución socialista, esbozada en los testimonios presentados por Hilario García Benítez, quien con solo 16 años estuvo situado detrás de una pieza de artillería antiaérea y se quedó con el deseo de descargar contra los aviones yanquis todo el dolor acumulado por los crímenes cometidos contra sus hermanos por los bandidos a sueldo organizado por la administración estadounidense, o Heriberto Cárdenas, estudiante santaclareño que junto a sus compañeros se convirtió de recolector de café en soldados que cavaban las trincheras para defender el suelo de la patria.

El contexto en que se desarrollo la crisis estuvo conformado por el fracaso del Imperio y sus mercenarios en abril de 1961 en las arenas de Playa Girón, las acciones subversivas orquestadas por el gobierno norteamericano a través de los más de cinco mil actos de esa índole, planificado en la Operación “Mangosta”, el enfrentamiento de clase que devino en victorias tras victorias para el pueblo cubano.

Elda Cento Gómez.

También en el Taller acerca de la Crisis de Octubre, realizado en Camagüey hubo espacio para análisis y debates profundos que demostraron el apoyo brindado por el pueblo soviético, los errores cometidos por Nikita Jruschov en momentos claves de esos hechos, la prepotencia imperial y la posición solidaria de principios, ética de la Revolución y de su máximo líder el Comandante en Jefe Fidel Castro, recogidas en los conocidos Cinco puntos enarbolados como bandera de dignidad, que continúan con plena vigencia a cinco décadas de su planteamiento, como señala el investigador Jorge Santos Caballero.

En la intervención final Elda Cento Gómez, vicepresidenta de la Unión Nacional de Historiadores de Cuba, en el país, y titular de la filial de Escritores de la UNEAC en Camagüey reconoció la importancia del aporte testimonial presentado en el encuentro, como reflejo fiel de lo que fue capaz de realizar un pueblo que no tembló, no retrocedió, y no claudicó ante el holocausto nuclear.

(1) Poema “El Otro” de Roberto Fernández Retamar.

Fotos: Cortesía de Lázaro David Najarro Pujol

Esta entrada fue publicada en historia, política, sociedad y etiquetada , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s