VIVA Y EN JUEGO (I)


A pocas horas del inicio de la LI Serie Nacional de Béisbol en  Cuba, muchas dudas e incertidumbres con relación a ese deporte en el país, mantiene a la expectativa a millones de aficionados  de la Isla decepcionados por la zaga de fracasos acumulados internacionalmente en los últimos cinco años.

Juegos Olímpicos, Copas Mundiales, Juegos Panamericanos  y otros certámenes de primer nivel han pasado con más penas, que glorias hiriendo sin lugar a dudas el orgullo nacional.

Numerosas personas, de un heterogéneo abanico de profesiones, edades, y formación se preguntan cotidianamente porque esa sequía de victorias.

Avezados entrenadores, y especialistas de gradas concuerdan en que al béisbol cubano le está faltando una profunda mirada introspectiva que permita apreciar y aprehender un mayor número de oportunidades.

En reciente visita a Camagüey el presidente de la Federación Cubana de la pelota Higinio Vélez  señaló que “cambiando los manager”  de los equipos para la Serie Nacional estarán resuelto los problemas del béisbol en las provincias.

El federativo señaló también mientras se mantuviera los mismos jugadores, los mismos entrenadores, los mismos estilos de trabajo los errores continuarían siendo los mismos.

Interesantes puntos de vistas de la persona que rige los destinos del béisbol cubano en los últimos años, y en cuyo mandato por distintas causas se han agudizado los problemas.

Luego de conocer estas declaraciones realmente uno no sabe si reír o indignarse.

Para todos está claro que el béisbol en Cuba está estancado y no marcha a los tiempos presentes. Técnicamente no se ha logrado el avance deseado y los atletas que antaño lucían inmensos hoy son dominados con relativa facilidad por adversarios que antaño fueron dominados por los antillanos y otros que no poseen gran calidad deportiva.

Y en todo ello la responsabilidad mayor está en manos de la Comisión Nacional como entidad rectora.

Por ello resulta risible la recomendación, cuando expresa  que cambiando los mentores constantemente, se lograrían los éxitos, tal parecería que haga lo digo y lo que hago, porque en el quinquenio 2006 – 2011 al equipo Cuba lo han dirigido el propio Higinio Vélez, Rey Vicente Anglada, Antonio Pacheco, Esteban Lombillo, Eduardo Martín y Alfonso Urquiola y la permanencia ha sido de un año como promedio, y no han existido aclaraciones sobre las causas de porque quedaron fuera del mando de la nave tricolor.

Se predica desde el ejemplo, eso nos lo han hecho muy bien los principales patriotas desde los días de la guerra por la independencia y es deber de todos los cubanos tener bien en cuenta ese concepto.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en deporte y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s